Apendicitis Aguda ¿Qué posibilidades tengo de sufrirla?

Apendicitis aguda


En este blog intentaremos explicar qué es una apendicitis aguda, en qué consisten sus síntomas y tratamiento, y qué posibilidades tenemos de sufrirla.

¿Qué es el apéndice?

El apéndice cecal es una parte del aparato digestivo, con forma de “gusano”, que tiene una longitud variable desde los 5-6 cm a más de 15 cm. Nace en la primera parte del intestino grueso (ciego). En la infancia tiene una función inmunológica (defensa del organismo). En la edad adulta pierde este cometido, careciendo de función significativa. 

¿Qué es una apendicitis?

Como su propio nombre indica, la apendicitis aguda consiste en la inflamación del apéndice cecal. Sus etapas iniciales se tratan fácilmente con cirugía. En caso de que la inflamación evolucione durante varios días, puede producirse perforación del mismo y generar una peritonitis (infección intraabdominal).

¿Qué posibilidades tengo de tener apendicitis a lo largo de mi vida?

Se calcula que entre un 7-10% de la población va a sufrir una apendicitis. Esta patología es más común en niños o pacientes jóvenes, con un pico de incidencia entre los 20 y 30 años de edad. Posteriormente disminuye su frecuencia, siendo menos probable su diagnóstico en pacientes de la tercera edad.

¿Qué síntomas asocia una apendicitis?

Los síntomas habituales incluyen:

  • dolor: inicialmente difuso, situado en la zona más alta de abdomen o alrededor del ombligo. Este dolor va localizándose lentamente a nivel de la fosa iliaca derecha (zona baja derecha del abdomen), donde permanecerá estable. Si la apendicitis evoluciona y el apéndice se gangrena-perfora, puede producir una peritonitis generalizada, que provoca dolor abdominal difuso.
  • anorexia (falta de apetito). 
  • no suele producir fiebre alta, con temperaturas por debajo de los 38 °C. 
  • náuseas y/o vómitos

Más raramente, la apendicitis aguda puede producir:

  • distensión abdominal
  • sensación de gas intraabdominal que no puede expulsarse
  • diarrea o estreñimiento

¿Cómo se diagnostica una apendicitis?

Clásicamente su diagnóstico se ha realizado de forma clínica. Los pacientes con síntomas compatibles y dolor localizado en la fosa iliaca derecha eran diagnosticados de apendicitis aguda, y llevados a quirófano. 

Actualmente el diagnóstico se suele apoyar en pruebas de imagen. La ecografía suele ser la prueba de imagen elección inicial, con una alta sensibilidad en pacientes delgados. En caso de dudas en la ecografía, o en individuos con obesidad, la prueba de elección es el TAC abdominal.

¿Cuál es el mejor tratamiento?

Actualmente el tratamiento más adecuado es la cirugía. Siempre que sea posible se realizará por vía laparoscópica, a través de 3 pequeñas incisiones en el abdomen. Si no fuese factible por esta técnica, se realizará una cirugía tradicional por vía abierta.

¿Puede tratarse una apendicitis solamente con antibióticos?

A pesar del desarrollo de antibióticos con mayor potencia y mejores coberturas, todavía no está recomendado tratar la apendicitis únicamente con antibioterapia.

Solo en el caso de procesos evolucionadas a un plastrón apendicular (gran inflamación alrededor del apéndice que imposibilita una extirpación segura), se planteará exclusivamente un tratamiento antibiótico.

¿Cómo es el postoperatorio tras la cirugía?

En caso de apendicitis no evolucionadas, sin peritonitis asociada, la media de ingreso es de 24-48 horas. Ya en el domicilio se recomienda mantener un reposo relativo, sin realizar ejercicio físico ni cargar pesos, durante al menos 4-6 semanas. La dieta se normalizará desde los primeros días en función de la tolerancia de cada paciente. 

Si el apéndice ha evolucionado a gangrena-perforación y asocia peritonitis, el ingreso medio es de unos 4-5 días. Durante este tiempo se mantiene un tratamiento antibiótico intravenoso, y se vigila que no existan complicaciones asociadas a la infección intraabdominal.

¡Gracias por leernos!!

* No obstante, es siempre recomendable consultar con tu especialista. Si tienes alguna consulta, podemos ayudarte aquí.

Si quieres saber más del Dr. Antonio Gil, no dudes en visitar este enlace.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies